Certificaciones de Calidad

Controles ambientales

El cuidado del impacto ambiental provocado por nuestras actividades es una preocupación constante de CEAMSE. Por este motivo realizamos controles periódicos de los recursos naturales que pudieran verse afectados, como los cursos de agua subterránea y superficial (Monitoreo de aguas subterráneas y superficiales), el aire (control de emisiones), el suelo, la flora y la fauna. Estos comienzan a realizarse en los Complejos Ambientales desde antes de la instalación de un Relleno Sanitario, continúan durante la operación del mismo y se extienden por al menos 30 años desde su cierre, en lo que se llama Etapa de poscierre.

Estos procesos son realizados por organismos de reconocida trayectoria como las Universidades Nacionales, la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA), el Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET), el Instituto Nacional del Agua (INA), etc., lo que les brindan el más alto grado de transparencia.

La totalidad de los resultados son remitidos a los organismos de control respectivos, como el Organismo Provincial para el Desarrollo Sostenible (OPDS) y la Autoridad del Agua de la Provincia de Buenos Aires.

Monitoreo de aguas

CEAMSE realiza el Monitoreo de aguas subterráneas a los acuíferos Pampeano (de 12 a 20 metros de profundidad) y Puelche (de 20 a 32 metros de profundidad) y de aguas superficiales de todos los cuerpos de aguas adyacentes. Los monitoreos se consideran de acuerdo a los parámetros establecidos en la resolución 1143/02 del Organismo Provincial para el Desarrollo Sostenible (O.P.D.S.) y son enviados semestralmente a la Autoridad del Agua de la Provincia de Buenos Aires.

Asimismo, la totalidad de las instalaciones de CEAMSE se someten dos veces al año a muestreos bacteriológicos y de potabilidad. Cada muestreo implica la toma de 106 muestras (68 bacteriológicas y 38 de potabilidad). Los resultados obtenidos son informados al Departamento de Higiene y Seguridad de CEAMSE.

Cuencas hídricas AMBA

Dentro del Área Metropolitana de Buenos Aires se destacan claramente tres cursos principales que corresponden a los ríos Luján, Reconquista y Matanza-Riachuelo, a partir de los cuales se estructura la mayor parte del drenaje regional y una serie de ríos y arroyos de menor magnitud.

Las cuencas de los arroyos que desembocan en el Río de la Plata nacen en la Provincia de Buenos Aires como el arroyo Medrano que tiene su origen en los partidos de San Martín y Vicente López de la Provincia de Buenos Aires, el arroyo Maldonado en los partidos de la Matanza, Tres de Febrero y Morón, y el Río Matanza-Riachuelo cuya cuenca, que es muy extensa ya que abarca una superficie de 2.000 km2 (10 veces la superficie de la Capital Federal), nace en los partidos de Cañuelas y General Las Heras.

certificaciones2

Control de emisiones gaseosas

En todos los Complejos Ambientales CEAMSE realiza un control de calidad del aire y de las emisiones gaseosas de los rellenos sanitarios, de acuerdo con lo establecido por la ley provincial 5965 de protección a las fuentes de provisión y a los cursos y cuerpos receptores de agua y a la atmósfera.

Controles de calidad del aire

La frecuencia de los monitoreos de calidad del aire es mensual en los complejos en operación y trimestral en los complejos cerrados; el ente que realiza los análisis es la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA).

Complejo Ambiental Norte III:
Nro. estaciones de monitoreo 5; frecuencia mensual

Complejo Ambiental G. Catán:
Nro. estaciones de monitoreo 4; frecuencia mensual

Complejo ambiental Ensenada:
Nro. estaciones de monitoreo 4; frecuencia mensual

Complejo Ambiental V. Domínico:
Nro. estaciones de monitoreo 5; frecuencia trimestral

Complejo Ambiental Norte II:
Nro estaciones de monitoreo 2; frecuencia trimestral

Controles de emisiones gaseosas

CEAMSE controla dos tipos de emisiones gaseosas: las producidas en las antorchas de combustión de biogás de las plantas de tratamientos de gases y las producidas en la superficie, llamadas también emisiones difusas.

En el monitoreo de emisiones gaseosas en antorchas de combustión se realiza primero una caracterización del biogas y luego se estudian las emisiones gaseosas producto de la combustión. Los muestreos son semestrales y los realiza la CNEA.

En el monitoreo de las emisiones difusas el muestreo se realiza con campanas de flujo y comprende dos etapas: la primera es la realización de un muestreo exhaustivo en cada complejo a fin de establecer las emisiones de los mismos y la segunda consiste en establecer la frecuencia y cantidad de campanas necesarias para obtener un muestreo representativo de las emisiones de cada complejo.

Con esta metodología se pueden establecer las emisiones gaseosas de un relleno independientemente de otras fuentes emisoras. El laboratorio interviniente es el Instituto de Geocronología y Geología Isotópica (INGEIS) dependiente del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnica (CONICET).

La modelización de las emisiones gaseosas es el último eslabón en este proceso de controles. Involucra ambos tipos de emisiones e intenta determinar la dispersión en la atmósfera de diferentes sustancias analizadas en función de las condiciones meteorológicas reinantes en cada sitio y así establecer donde se encontrarían las mayores concentraciones de cada parámetro, que son comparadas con los niveles guía de la legislación vigente. Esta modelización se efectúa dos veces al año y es realizada por la CNEA.